Cuando se habla de depilación masculina muchos hombres creen que se quedaran sin un vello en el cuerpo. Cosa que no es así. Se trata de eliminar el exceso de vellos sobresalientes de las axilas, pecho, piernas y cara (¿Por qué no?), dando una visión de seguridad en sí mismo, además de que también estaría mostrando sus dotes físicos que muchas veces se encuentran escondidos entre esos vellos desagradables.

 

VENTAJAS DE LA DEPILACIÓN MASCULINA

La depilación del hombre trae consigo muchos beneficios tanto de salud como físicos. Por ejemplo, si practica algún deporte, al mantener la piel sin vellos el rendimiento es mayor debido a que sin vellos se puede tener una mejor velocidad y movimiento. También si le gusta ir al gimnasio y tiene un cuerpo definido que desee mostrar, el eliminar gran cantidad de vellos le ayudará a mostrar los músculos que ha trabajado constantemente.

De igual forma, la depilación masculina es sinónimo de limpieza, ya que al rasurarse se puede reducir al olor corporal hasta en un 56% evitando la aparición de sudor y bacterias que se acumulan donde hay vello en abundancia.

 

ÁREAS MÁS COMUNES DE LA DEPILACIÓN MASCULINA

Lo que un hombre desea rasurarse varía entre las piernas, espalda, glúteos, abdomen, llegando algunas veces a decidirse por el pubis. Siempre se recomienda que se comience en un área a la vez, ya que hacerlo de manera integral el primer día podría provocarle un shock y no se sentiría nada bien.

Muchas veces los hombres piden ayuda a su pareja para realizar esta tarea tan difícil, pero esto, aunque suele ser muy sensual y de cierta forma íntima, termina siempre en trabajos a medio terminar, lo que ocasiona que obligatoriamente concluya en un centro de estética.

Soy Bel Marques, y me especializo en la depilación de piernas masculinas utilizando los mejores y màs prácticos métodos, los precios varían entre los 10 y 35 euros. Se puede pedir previa cita por medio del correo info@belmarques.es.

 

LOS MEJORES MÉTODOS PARA LA DEPILACIÓN MASCULINA

Los métodos para la depilación del hombre son muy diferentes a los de la mujer ya que siempre decide por los menos dolorosos entre los que se destaca el uso de la hojilla de afeitar. Y si bien este método es indoloro, se debe tener cuidado ya que se tiende a sufrir de heridas que terminan siendo inoportunas e incomodas.

Como esteticista recomiendo la depilación masculina con cera debido a que los resultados son más duraderos (entre tres y cuatro semanas) y se puede decidir entre cera fría o caliente.

Al final, lo más importante es que el hombre se sienta cómodo luego de la depilación y esté atento a los cambios que ocurrirán en su día a día.